Guardad el nombre: Silk City

Guardad el nombre: Silk City

Como es costumbre, al comienzo de cada año todos hacen sus previsiones personales de lo que éste les deparará. En el entorno musical no puede ser menos. Cada uno hacemos nuestras quinielas sobre los artistas que más destacarán y cuáles serán las obras más interesantes.

Este año en general empieza de buena manera, con el esperado regreso de una de las bandas más relevantes de la música actual como es Arctic Monkeys. En el caso de la música electrónica, se esperan gran cantidad de proyectos y nuevas ideas que estamos ansiosos de escuchar. Por poner ejemplos, el llamativo álbum de EDM en español de Dillon Francis, un bastante probable nuevo trabajo de Skrillex o un nuevo trabajo del respetadísimo grupo Pendulum. Este año presenciaremos con toda seguridad una variedad y fusión de géneros nunca antes vista y la participación de artistas de muy distintos estilos en el que probablemente llamarán la atención los sonidos latinos tan de moda actualmente.

Sin embargo, no sería la primera vez que uno de los grandes proyectos del año llegara haciendo poco ruido o incluso por sorpresa, surgiendo una obra alejada de los esquemas musicales predominantes en la escena. Este año puede volver a suceder algo así gracias a Silk City, proyecto en el que toman parte el bien conocido Diplo y el artista londinense Mark Ronson. Diplo ya había dado pistas de esta colaboración allá por agosto del año pasado, comentando que estaban buscando realizar un proyecto semejante al exitoso dúo Jack Ü pero en este caso con un estilo funky y ochentero.

¿Y por qué podría darse el caso con este proyecto? Sus obras les preceden y solo nos hace falta analizar (sin ni siquiera entrar en profundidad) lo que ha conseguido Diplo. Todo lo que toca se convierte en oro y no solo eso, sino que estamos hablando de uno de los productores más involucrados en la creación de nuevas ideas y elementos que revolucionen por completo la escena.

Para hacer una pequeña y resumida cronología de este artista, solo hacen falta mencionar sus dos grandes creaciones, Jack Ü y Major Lazer. El primero, que contaba con un colaborador de lujo como era Skrillex y juntos marcaron por completo la música electrónica del momento y la revolucionaron al completo. Sus temas sonaban en cualquier discoteca e influenciaron por completo lo que posteriormente sería la música electrónica, dando paso a una mayor experimentación y atrevimiento, dotando a la escena de mucha más variedad y sobre todo originalidad (que comenzaba a escasear con el big room).

En el caso de Major Lazer estamos hablando de uno de los grupos musicales más influyentes a día de hoy ya no solo de la electrónica sino de la música en general, demostrando Diplo junto a Walshy Fire y Jillionaire que los sonidos étnicos y la interculturalidad por la que apuestan en todos sus trabajos pueden ser dos elementos magníficos para crear nuevas piezas que hagan bailar a todo el mundo, demostrándose en obras como Lean On o Watch Out For This.

Y no hay que hacer desprecio a su colaborador, no nos podemos olvidar de que Mark Ronson tiene una de las canciones más destacadas de 2015 como es Uptown Funk junto a Bruno Mars que está dentro del fantástico álbum Uptown Special que derrocha ese toque funky y ochentero tan interesante.

Estamos hablando de dos artistas que no dejan a nadie indiferentes, que repercuten en la escena porque creen en ello, creen en la necesidad de que la música sea algo en movimiento que evolucione continuamente para poder así aportar cosas realmente distintas con gran valor. Quizás a día de hoy nadie apueste porque el género de un giro completo hacia esta dirección funky tan distinto a lo que los artistas nos plantean a día de hoy, pero probablemente ahí estaría lo interesante de que ello sucediera, lo inesperado de ello. Yo personalmente, recomiendo que como mínimo guardéis el nombre y estéis preparados para cualquier cosa que nos puedan deparar estos grandes artistas y el gran año que se nos avecina.

@AfrancesadoATM 

Autor entrada: Miguel Vico

Apasionado de la música y cualquier arte en general que disfruta expresando su opinión sobre ellas. Viviendo parcialmente en dos países. Si todo lo que vemos es espectacular, el día que llegue algo realmente grandioso no sabremos apreciarlo.